Plantas para la gripe

plantas_gripeCoincidiendo con la llegada de los primeros fríos, tenemos que hablar del inoportuno virus de la gripe, que decide instalarse unos cuantos días en el organismo, con especial incidencia entre enfermos crónicos, niños y ancianos.

El tiempo de incubación del virus de la gripe es de uno a tres días, y los síntomas que alertan de su presencia, que pueden ser algo bruscos al principio, no suelen alargarse más allá de cinco días en situaciones normales.

Esos síntomas son la fiebre y una sensación de debilidad general, acompañada a veces de dolores musculares, migraña y pérdida de apetito. Pero la fiebre, más que cortarla con fármacos agresivos, es preciso tenerla bajo control, pues contribuye a que la autocuración siga su curso. Sólo si aumenta excesivamente y si se presentan convulsiones es necesario intervenir con compresas frías sobre el pecho o el vientre y administrar algún antitérmico natural. Y es que en caso de fiebre lo que realmente conviene es mantener el organismo hidratado para compensar la pérdida de agua y de minerales que se produce con el sudor. Algunos remedios herbarios también muestran efectos antivirales, febrífugos, antitusivos y descongestionantes.

Plantas beneficiosas

En caso de gripe, hay que abrigarse bien, descansar todo lo posible, aceptar la fiebre, comer ligeramente y no obstinarse.

PLANTA PROPIEDADES CÓMO TOMARLA
Ulmaria antipirética, analgésica, antinflamatoria, diurética, antibacteriana, antiviral. en infusión simple o combinada, en jarabe, cápsulas y extracto líquido
Hisopo antiséptico, febrífugo, antitusivo, expectorante, antiespasmódico, astringente en infusión simple o combinada, jarabe, extracto fluido, cápsulas, tintura, aceite esencial y en supositorios
Jin Yin Hua febrífuga, antiséptica, antinflamatoria, antiespasmódica, hidratante, hipotensora en infusión, en polvos, en cápsulas y en enjuagues o gargarismos
Limonero antiséptico, febrífugo, hidratante, remineralizante, diurético, tónico venoso, hemostático local y antidiarreico. en forma de zumo, maceración o decocción de la corteza, en tintura, extracto fluido y en remedios populares

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *